Archivo de la categoría "Ecología"

Reciclado tapitas para el Garrahan

Queremos comentarles a todos que hemos incorporado a nuestras prácticas el PROGRAMA DE RECICLADO de TAPITAS para el GARRAHAN.

Dentro de cada cabaña y en nuestro salón tenemos un dispenser de vidrio en donde se pueden depositar tapitas para la campaña. 

LAS TAPITAS QUE PUEDEN SER RECICLADAS DENTRO DEL PROGRAMA:

TAPITAS PLÁSTICAS DE GASEOSAS,

AGUA MINERAL, JUGOS, TERMA.

TAMBIÉN PICOS, TUBOS Y BASES PLÁSTICAS DE

SIFONES DE SODA DESCARTABLES.

¿VOS TIRARÍAS DINERO A LA BASURA?

PARA LA FUNDACION GARRAHAN, EL PAPEL, LAS TAPITAS Y LAS LLAVES SON DINERO QUE SE TRANSFORMA EN SALUD.

NO ENVIAR CHAPITAS DE METAL NI CORCHOS.

Es importante tener en cuenta que las tapitas deben ser entregadas en el punto final en cajas no en bolsas para evitar que se rompan y se pierdan, tarea que realiza la administración de Rincones del Sur SRL.

Esperamos seguir incorporando mas programas de RECICLAJE que ayuden a la calidad de vida y mejorar nuestro medio ambiente contribuyendo a la reducción del volumen de residuos, y por lo tanto de la contaminación.

Por cuatro días se abrieron las compuertas de la Represa Hidroeléctrica Futaleufú

Pocas veces podemos contemplar semejante paisaje como éste:

Una vez cada cuatro años, o por algún excepcional motivo la Hidroeléctrica Futaleufú abre sus compuertas y el viejo curso del río Futaleufú y sus rápidos toman vida nuevamente.

En el libro “Retratos de la Cordillera, Vivir en los Valles Andinos del Chubut” del Lic. Jorge O. Fiori, Gustavo De Vera y el Arq. Fernando López Guzmán, del cual recomiendo ampliamente su lectura, pueden hallar muy buena información y fotos viejas de la represa y de los rápidos que fueron desviados y acotados por esta gigantesca obra de ingeniería, como así también los pormenores de esta historia que dejó sepultado un valle en donde confluían varios lagos de una belleza extraordinaria y nada más ni nada menos que los fabulosos rápidos del Rio Futaleufú (Futaleufú es un vocablo mapuche que significa “río Grande”), y un gigantesco bosque de cipreses y coihues que hoy conforman el Bosque hundido bajo las aguas del lago Amutui Quimei (que en lengua mapuche significa “belleza desaparecida”). Hoy en día se hacen excursiones de buceo a este bosque hundido.

En la época de la construcción que duró desde el año 1971 hasta 1976 todo en la zona fue como una panacea del progreso, un alivio para una comunidad que necesitaba de él,  hasta habían vuelos diarios de Esquel a Buenos Aires, pero duró solo ese tiempo, y hasta hoy en día seguimos luchando para tener aunque sea 5 vuelos por semana o mínimamente la reprogramación de los únicos dos vuelos, que ante la menor inclemencia del tiempo son cancelados sin re-programación. Pero no queda todo ahí, la energía que se produce en la presa es transferida toda hacia Puerto Madryn para la fábrica de Aluminio Aluar, y en la Comarca de los Alerces, pagamos la luz más cara del país, ¿les parece lógico? Si quieren más información sobre el tema pueden consultar también el libro Historias de la Cordillera Chubutense Tomo 1 de María M. Novella, Débora Finkelstein, Gabriela Macchi y Jorge Oriola.

Pero bueno, esta es la historia y nada podemos hacer por volver atrás. Salvo quizás conseguir que nos reduzcan algún día el costo de la energía eléctrica, o que aunque sea una vez al año abran las compuertas de este río majestuoso, para disfrutar de los rápidos perdidos, y devolvernos de algún modo esa belleza desaparecida.

Les dejo algunas fotos que tomamos de mi hijo al lado de los restos que quedaron de los camiones roqueros que llevaron adelante esta impresionante obra, y de una hormigonera, todos de esa época. A modo de curiosidad y como podrán observar en las fotos, estos camiones eran gigantes, tan grandes que cuando los traían por la ruta ocupaban casi dos carriles, haciendo dificultoso el tránsito por todo su recorrido hasta llegar a donde hoy está la presa.

 

Nota: Estos camiones y la hormigonera ya no se encuentran en la presa, pero si vienen de visita y quieren verlos, nosotros los podemos llevar.

Como una miguita de pan les dejo el siguiente soneto 2, que en cierta forma refleja para mi esta belleza desaparecida. El mismo corresponde a la autora María Julia Alemán de Brand y aparece en su libro “De mi tierra paisana”, ella es una de las voces más profundas de la poesía del Chubut y obtuvo varios premios en los Eisteddfod de Trevelin y Gaiman, hoy en día reside en Esquel.

Que fue de nuestra tierra de oro y flores
por cerros y llanos extendida,
esa tierra tan bella y bienquerida
que fuera la heredad de los mayores…?

Tan solo de despojo y sinsabores
ha sido el transcurrir de nuestra vida.
No tenemos la tierra: está perdida,
un recuerdo, no más, de días mejores.

Fuimos cediendo tierra, día a día,
cediendo ese solar casi sagrado
que fue nuestra raíz, madre bravía…

Que nos queda de todo lo heredado?
La sal y la ceniza. Y todavía
este llanto acerbísimo y callado…

6to Aniversario del Plebiscito del NO a la mina

No a la mina

No a la mina

NO es NO, se entendió?

Hace 6 años los vecinos de la ciudad de Esquel y mucha gente de Trevelin fueron convocados para elegir el futuro de la Comarca Los Alerces: región turística y natural de bosques Andino-Patagónicos y selva valdiviana con numerosos causes de ríos y bellísimos lagos; o distrito minero en manos de multinacionales.

Es bueno recordar un poco sobre el tema, para que todos sigamos luchando por este NO a la mina, ya que hay fuerzas que todavía siguen luchando por su instalación a pesar del NO. 

Se trata de una mina a cielo abierto, lo cual demanda un enorme consumo de agua de nuestros arroyos y lagunas. Este solo punto deberia ser suficiente para decir NO. Acaso no somos conscientes que el agua es lo mas valioso para la vida, y que en un futuro no muy lejano no va a alcanzar el oro del mundo para pagar un poco de agua si seguimos desperdiciándola. Y no hablemos del polvo que se genera, acaso no fue terrible para nosostros con el volcán, ahora tenemos que lidiar con otro tipo de polvo. Y ni hablar del cianuro que se utiliza para su extracción final, el cual es altamente tóxico, tanto en forma volátil, como a través de las napas de agua que se contaminarían. Y encima el cianuro y sus derivados permanecen por años, dejando una zona desolada y seca, ya que no solo perjudicaría la vida humana, sino también la fauna y flora del lugar, dejando en su lugar mesetas desérticas.

Por otro lado es bueno recordar, o saber para los que no conocen del tema, que la actividad minera no está gravada, es más, por sacar oro de nuestro país les tenemos que pagar, y ojo esto no es invento mío, es real, pueden buscar información en internet, y además les dejo para los que no lo vieron la primera parte del video del programa La Liga que investigó sobre este tema y explica como es que terminamos pagando para que se lleven nuestro oro, el oro argentino. 

Por ello debe ser nuestra decisión, la de los pobladores de la Comarca de Los Alerces, si queremos que se lleven ese oro a cambio de contaminar nuestras tierras, o vivir de las riquezas naturales que tenemos y del turismo que nos da la posibilidad de que más gente descubra este bello lugar.

Nota: la foto fue extraída de la página: http://www.noalamina.org/.

facebooklikebutton.co