Blog

Bitácora de viaje. Buenos Aires – Trevelin por la costa.

Vamos a contarles nuestra experiencia de viaje, lo cual les puede ser de utilidad para conocer rutas alternativas, estados de las mismas y posibles paradas o lugares a visitar. En esta ocasión partimos de Buenos Aires con rumbo a Trevelin por la Ruta Nacional nro.3,  pues salimos con la idea de pasar por Puerto Madryn para ver si veíamos alguna ballena rezagada, ya que el mes para ver las ballenas a pleno es septiembre. El viernes 10 de octubre a las 18hs tomamos la autopista 25 de Mayo y luego la Richieri, les cuento que por el horario y por ser fin de semana largo, tuvimos una demora grande pues la autopista estaba repleta. Al llegar a la ruta 205 se alivió un poquito, solo un poquito. Luego seguimos por la ruta nacional 3, que también estaba bastante transitada. Al avanzar la noche de a poco se fue aliviando, esto es porque mucha gente no viaja de noche, nosotros lo preferimos porque vamos tranquilos y los chicos duermen.

Paramos en Las Flores a cargar nafta. Aquí tengo que hacer una pausa para comentarles algo. Si son de Buenos Aires y algún día quieren ir a pasar un fin de semana les recomiendo este hermoso pueblo. Por empezar en la entrada a Las Flores pasando la vía y la estación de servicio, hay un restaurante donde hacen un lechón que es para chuparse los dedos, impresionante! Cada vez que pasamos por ahí no dejamos de comprarle para llevar a casa, si es que no tenemos tiempo de parar a comer.  Las Flores es un pueblo muy familiar, donde todo gira alrededor de los niños, eso me encantó cuando lo conocí, lo digo con conocimiento de causa porque estuvimos viviendo allí unos meses. Además tiene una laguna con un paseo muy lindo, sobre todo para andar en bicicleta. Otra opción es ir a alguna de las piletas que tienen y pasar el día. También hay un aeródromo cerca.

Bueno, siguiendo nuestro viaje, retomamos la ruta 3 hasta Azul, pasando Azul nos desviamos por la ruta 51, ya que por allí nos ahorramos como 100 km. El desvío no está bien marcado, uno debe desviarse por la autopista 226 (Olavarría) para acceder a la ruta 76. En Olavarría cuando pasan Villa Fortabad, van a encontrar un montón de carteles indicando lomas de burro, por suerte las lomas de burro las sacaron, pero los carteles no. A unos 120km aproximadamente de Villa Fortabad hay que prestar atención cuando llega el desvío por la izquierda para tomar la ruta 51.  

Antes de llegar a Bahía Blanca hay que desviarse por la circunvalación para luego retomar la ruta 3, esta parte de la ruta no está en muy buen estado, tampoco lo está el tramo de la ruta 3 que pasa por la provincia de Río Negro.

Sierra Grande es una parada obligada, a partir de allí la nafta es más barata, y además si tienen la suerte de pasar justo a la hora de la comida, les recomendamos una parrilla muy buena, se llama parrilla Córdoba. Les puedo asegurar que una vez que paran allí a comer, van a querer pasar otra vez. En esta ocasión pasamos temprano, asi que nos perdimos la parrillada, pero como nuestro primer destino era Puerto Madryn y las ballenas, seguimos con la idea de comer allí.

Llegamos a Puerto Madryn y nos desviamos hacia el Doradillo (13km de ripio), hacia una playa  que tiene un mirador desde donde se pueden observar las ballenas.  El observatorio Punta Flecha es el lugar ideal para verlas con algunas pasarelas que permiten un buen avistaje. Tuvimos la suerte de ver a dos ballenas, aunque no muy de cerca, pero disfrutamos por un rato verlas saltar con sus imponentes cuerpos. Las fotos que bajamos a continuación son de cuando mi marido pasó en Septiembre, allí tuvo la oportunidad de tenerlas cerca y sacarle cuantas fotos quisiera (que envidia, yo todavía no tuve esa suerte).

Después paramos en la cantina El Náutico sobre la Avda Julio A. Roca a comer pescado y mariscos. Esta cantina es famosa en Puerto Madryn, asi que vayan pensando que van a tener que esperar. Como llegamos después de las 14hs tuvimos suerte y solo esperamos 15 minutos. Pedimos una picada de mariscos y un abadejo al grille para compartir. Que decir, una delicia al paladar para la gente exigente, y los precios son justos.

Retomamos la ruta 3 hasta Trelew en donde tomamos la ruta nacional 25 que atraviesa Chubut de Este a Oeste. Por aquí hace muchos años atrás transitaron los tehuelches, y las primeros colonos galeses en busca de oro y nuevas tierras para vivir. Fueron precisamente los tehuelches los que les dijeron que del otro lado había un valle fértil y verde, rodeado de montañas con lagos, ríos y arroyos corriendo por sus laderas. Para ello tuvieron que cruzar toda la meseta, en una época donde no había rutas y tardaban meses en llegar. Podrán contemplar la meseta todo a lo largo de esta ruta. Parece además que la han arreglado recientemente, nunca fue una ruta que esté guau, pero dentro de todo está bastante bien.

Sobre esta ruta 25 existen un par de lugares interesantes para visitar, si es que van con tiempo de parar, o tal vez pasar un día o dos. Como primera parada esta Gaiman, a aprox. 20 km de Trelew, allí hay otro asentamiento galés, donde puede tomarse el té galés y visitar museos con la historia de estos primeros pobladores. Si quieren pasar la noche allí pueden hospedarse en la Hostería Ty’r Haul (CASA DEL SOL), que pertenece a unos clientes de nuestras cabañas, que los atenderán muy bien. También hay un asentamiento galés en Dolavón, a 10 km después de Gaiman. Otro lugar para visitar es Dique Florentino Ameghino, a unos 100km de Gaiman. Solo tendrán que desviarse 14km de ripio que parecen llevarlo a un desierto, hasta que empiecen a cruzar los túneles de piedra que lo conducen a la entrada de este hermoso lugar, un valle rodeado por formaciones rocosas de color rojizo. Allí corren las aguas del río Chubut que llenan el imponente dique.

Seguimos por la ruta 25, después de pasar Las Plumas van a pasar por el Valle de los Mártires, en conmemoración a los galeses que murieron en manos del cacique Foyel y su gente, en esta ocasión solo salvó su vida John Daniel Evans, de cuya historia podrán escuchar en el museo Cartref Taid en Trevelin. Más adelante, después de Paso de Indios van a ver un cartel que dice Cajón de Ginebra Grande y luego de unos kilómetros más otro cartel que dice Cajón de Ginebra Chico, para los que no saben les cuento que estos puntos históricos corresponden con el lugar en donde los Tehuelches tiraban los cajones en donde venía la ginebra Bolls, que fue el vicio que los llevó por mal camino. Seguimos por la ruta hasta Pampa de Agnia, en donde la ruta 25 continúa de ripio y nace la ruta provincial 62 (asfaltada) que nos lleva directo a hasta la ruta nacional 40. La ruta 62 tiene bastantes curvas, y ojo porque algunas son muy pronunciadas.

La ruta 40 al principio tiene varias curvas también, y cuando llegamos a Tecka tuvimos que hacer un pequeño desvío por un costado, ya que están arreglando la misma.  Llegamos a Esquel de noche, es lindo ver las luces de esta ciudad desde la ruta, de lejos parece como si fuera un anfiteatro gigante. A Esquel se entra por la Avda. Ameguino y al final se encuentran con el bulevar que los lleva a la ruta 259 hasta nuestro destino final: Trevelin.

Espero les haya gustado nuestro relato de viajeros, y que les sirva a todos los que quieran tomar ese camino. Hasta la próxima.

Dejá una respuesta

facebooklikebutton.co